El cinismo de la guerrilla en el cobro de secuestros

Grito de alarma del historiador Mario Javier Pacheco

La voz del pueblo es la voz de Dios, y yo hablo por el pueblo, me llama urgente esta madrugada el historiador y analista Mario Javier Pacheco, columnista de Kyenyke, angustiado por una decisión política.

El Congreso aprobó con celeridad inusitada el artículo que dará el blindaje tan cacareado, al acuerdo de paz.

El artículo aprobado reza que los proyectos de Acto Legislativo tramitados mediante el Procedimiento Legislativo Especial para la Paz tendrán control automático de constitucionalidad (….)”

Pacheco se dedica –desde hace varias décadas- a escribir y a enseñar derechos humanos, convivencia y paz en instituciones educativas de zonas de conflicto, sin presencia del Estado. En Catatumbo y Caquetá, Hacarí, Ocaña, Teorama, Convención, El Carmen, Tibú, El Tarra, La Playa, Florencia y El Doncello.

Pacheco me dice conmovido:

-Sé cómo miente la guerrilla, su cinismo cuando cobra rescates para devolver secuestrados.

La paz que enseño y en la que creo no tiene nada que ver con la violencia, ni con la coacción atemorizante para que alguien te la de.

Ansío la paz, pero no creo en el proceso, y no puedo creer que los colombianos crean en él.

¿Es que no han oído a Santrich e Iván Márquez, diciendo que no les interesa la paz sino el poder? ¿No los han oído decir que no tienen nada de que arrepentirse? ¿No los han oído decir que solo tienen 21 niños reclutados? ¿No los han oído decir que no tienen plata? ¿No los han oído decir que no son narcotráficantes?

Qué tipo de diálogo es este en el que una de las partes juega a mentir y la otra a creerle?

No saben cuánto me gustaría que los que creen fueran los que tuvieran la razón y que se acabara la violencia con ese acuerdo que de todas formas se firmará, y se aprobará por todos los poderes porque el presidente Santos logró aglutinar en sí mismo al legislativo, al ejecutivo y al judicial.

Anoche el Congreso, que amplifica la voz del presidente, ya aprobó blindarlo. Las FARC se montarán. Y sin leer el informe multimillonario de Natalia Springer, les puedo asegurar que los acuerdos no son buenos.

Pin It