Centro de Integración Ciudadana, un foco de delincuencia y consumo de alucinógenos

Son varios los ciudadanos que denuncian el deprimente estado en el que se encuentra el Centro de Integración Ciudadana San Miguel Arcángel, de Neiva, un lugar que apenas lleva cuatro años de inaugurado, y actualmente se ha convertido en un foco de ladrones y consumidores de alucinógenos que se apropiaron de este escenario que poco a poco lo han ido “desvalijando”.

Muchos aseguran que es un riesgo inminente transitar por ese sector de la comuna 10, en la noche por miedo a ser el blanco de la delincuencia y la inseguridad.

Este sitio inaugurado en agosto del 2016 por el exalcalde Rodrigo Lara Sánchez contaba con electricidad, fibra óptica para conectividad, tres oficinas, puertas, sanitarios y lavamanos; de lo que no queda sino un bonito recuerdo por todos los momentos lúdicos y culturales que allí se vivieron. Fueron invertidos 735 millones de pesos y con este Centro de Integración Ciudadana se esperaba una mayor interacción de la comunidad con el arte y la cultura fortaleciendo el tejido social.

Pero es que, además, ciudadanos que han hecho presencia en el lugar y evidenciaron el mal estado en que se encuentran las instalaciones; se pudo encontrar que hay malos olores, inodoros carcomidos por la suciedad, ausencia de redes eléctricas, espejos rotos, al igual que las baldosas de pisos y paredes y enormes piedras, además de un ambiente tenso

Pin It