Ocho años para Policía de Tránsito que recibió soborno de 50 mil pesos

La Corte Suprema de Justicia condenó a José Fredy Díaz Camayo, un policía de carreteras que recibió 50.000 pesos, a pagar ocho años de cárcel sin derecho a beneficio alguno.

El hecho ocurrió el 26 de julio de 2012, cuando José Fredy Díaz inmovilizó un bus de transporte público, adscrito a la empresa Coomotor, que acababa de arrollar a un transeúnte cerca al peaje Patá, en la vía que de Neiva conduce a Bogotá.

El vehículo quedó inmovilizado, por lo que después el conductor y el policía se encontraron en los patios Las Ceibas para agilizar la inspección del bus, que fue inmovilizado luego del accidente.

Según el conductor, el agente le pidió 100.000 pesos, sin embargo, le terminó entregando 50.000 pesos que tenía en el bolsillo en esos momentos.

De acuerdo al agente de tránsito, el ciudadano le entregó un billete como parte de una trampa en venganza por haberle quitado el carro. Esta escena no tuvo testigos ni cámaras de seguridad, solo la palabra del uno contra el otro.

Al agente de tránsito lo retiraron del servicio de inmediato y lo procesaron penalmente. El policía, quien está fuera el país, ahora es prófugo de la justicia.

En primera instancia, un juez lo absolvió, y en segunda, el Tribunal Superior de Neiva lo encontró responsable de abusar de su cargo y sus funciones.

El uniformado apeló y durante los últimos ocho años estuvo en libertad mientras el caso llegaba a la Sala de Casación Penal de la Corte, que acaba de dejar en firme la condena por ocho años de cárcel.

Pin It